Teléfono :
+549 387 5181219
Dirección:
Calle 123, Argentina
Email :
correo@redeschaco.org

Síntesis de variables socio-económicas-productivas. Totales y relación entre la Región Chaqueña y la Nación Argentina

Densidad Poblacional

Crecimiento Poblacional

Necesidades Básicas Insatisfechas

Educación

Salud

Valor Agregado Bruto

Sector Agropecuario

Estructura de la Tierra

Tenencia de la Tierra

Actividades Agricolas

Ganaderias

Bosques

 Se relacionan distintas variables e indicadores socio-económicos-productivos correspondientes al Área Chaco. La información se presenta en tres niveles(6): 1) nivel del “la Región(7) Chaco” y de las “Subáreas Chaco” (conjunto de los departamentos chaqueños de cada provincia); 2) cifras de la Región Chaco comparándolas con los totales nacionales(8), visualizando las similitudes y/o diferencias de la Región Chaco y de las Subáreas con el resto del país; 3) cifras para las distintas variables socio-económicas-productivas de las “Subáreas Chaco” con las provincias que forman parte de la Región Chaco, ya que algunas provincias se incorporan parcialmente al Área Chaco y es necesario visualizar si existen diferencias entre la provincia como un “todo” y sus departamentos que pertenecen al Chaco.

Síntesis de variables socio-económicas-productivas. Totales y relación entre la Región Chaqueña y la Nación Argentina.

 (1)a (4) Censo Nacional de población y Vivienda (1991)//(5) a (12) Censo Económico Nacional (1994)//(13) a (19) Censo Nacional Agropecuario (1988).

Densidad Poblacional:

La población total del Chaco asciende a 3.581.562 personas (11% de la población total nacional). La densidad del Chaco (5,90 hab/km2) es la mitad de los valores nacionales (11,70 hab/km2). Sin embargo, la dispersión entre los departamentos es muy grande: desde 0,5-0,6 hab/km2 por ejemplo, para los departamentos Bermejo y Ramón Lista (Formosa), Mitre (Santiago del Estero), Rivadavia (Salta) hasta 105,1 hab/km2 en Cruz Alta (Tucumán). Asimismo, las diferencias de densidad se evidencian entre las subáreas que componen el Chaco. Mientras que el subárea Tucumán tiene una densidad de 30,1 hab/km2, San Luis, Salta(9) y Catamarca tienen densidades de 2,1 y 2,3 hab/km2, valores que resultan la mitad de los valores de densidad correspondientes al Chaco.

Para Córdoba la densidad para toda la provincia (16,7 hab/km2) es casi el doble que el subárea Chaqueña de Córdoba (8,7 hab/km2), siendo éste último valor, superior a la media del Chaco (5,9 hab/km2). De manera relativa, ésto significa que el subárea Córdoba es para el Chaco una zona “poblada” mientras que para la provincia este conjunto de departamentos son una zona “despoblada”. Para todo el Chaco, en general, las franjas Noroeste y Este y áreas tradicionales bajo riego tienen altas densidades relativas de población.

La población rural del Chaco resulta un 33% (1.261.570 personas) del total nacional, y representa el 30% de la población total del Chaco. Para las Subáreas Chaqueñas de Catamarca, San Luis, Salta, Tucumán, y toda Santiago del Estero, la población rural supera los valores medios del Chaco. Contrariamente para las subáreas de La Rioja y Córdoba tiene mayor importancia la población urbana.

Crecimiento Poblacional:

La tasa de crecimiento anual de la población total ha sido positiva entre 1980-1991 y muy similar entre la Nación y para el Chaco (1,46% vs 1,40 %). Sin embargo, la tasa de crecimiento anual para la población rural ha sido negativa, mayor para la Nación que para el Chaco (-2,08 vs -0,91). Se destaca que las tasas anuales negativas registradas en las distintas subáreas del Chaco son similares a aquellas de las provincias consideradas como un “todo”, salvo para Salta donde decreció en mayor proporción el subárea Chaqueña que toda la provincia de Salta.

Necesidades Básicas Insatisfechas

Un 62% de la población total del Chaco tiene Necesidades Básicas Insatisfechas (NBI). Para el Chaco y considerando las poblaciones de más de 50.000 habitantes, la tasa anual de crecimiento de las NBI (1980-1991) se incrementó en un 0,40%. Para las subáreas La Rioja, Salta y toda Santiago del Estero, las NBI se incrementan fuertemente en el período considerado. Contrariamente, para localidades entre 10.001 y 50.000 habitantes, las NBI descendieron a una tasa del 7,21 anual acumulativo (1980-1991) siendo impactante la disminución de las NBI en las localidades de la provincia de Santiago del Estero (29% anual acumulativo) y Salta (4,31% anual acumulativo). En localidades entre 2.000 y 10.000 habitantes que se encuentran en el Chaco la tasa de crecimiento anual de las NBI disminuyó un 2,2% anual.

La población rural con NBI afecta a 666.280 personas (53% del total de la población rural del Chaco). Las NBI para el área rural han decrecido en mayor proporción que aquellas del área urbana (–2,4% vs. 0,40% para localidades de más de 50.000 habitantes).

Para los gobiernos provinciales la mayor parte de la población rural con NBI se encuentra precisamente en las subáreas pertenecientes al Chaco. Así por ejemplo, para la provincia de San Luis el 68% de la población rural con NBI se encuentra en los departamentos que pertenecen al Chaco. Lo mismo ocurre para Córdoba (65,2%), La Rioja (60%), Santa Fe (58%), Tucumán (56%) y Catamarca (42%).

Si se discriminan las diferentes(10) NBI para la población rural del Chaco se puede observar que el hacinamiento y la vivienda inconveniente han crecido en el periodo 1980-1991, mientras que han disminuido las Necesidades Básicas Insatisfechas relacionadas a las condiciones sanitarias, asistencia escolar y capacidad de subsistencia del grupo familiar.

EDUCACIÓN

La tasa de analfabetos (mayores de 15 años que no sepan leer ni escribir) del Chaco es superior a la media nacional (6,54% vs 4,0%). Sin embargo la provincia del Chaco (14,3%), Formosa (9,2%) y Santiago del Estero (9,5%), y las Subáreas Chaqueñas de Salta (7,6%), tienen valores superiores al promedio del Chaco.

SALUD

Considerando el indicador tasa de mortalidad infantil se corrobora que el valor medio para el Chaco (25,3‰) es apenas superior al valor nacional (23,8‰), pero para la provincia del Chaco (32,3‰) y la subárea Chaqueña de Salta (30,6‰), las tasas de mortalidad infantil superan el 30 por mil y para algunos de los departamentos del Chaco superan el 40 por mil: Patiño (Formosa), El Alto (Catamarca), Río Seco (Córdoba), General Quiroga (La Rioja), Maipú, San Lorenzo, Tapenagá (Chaco), Anta (Salta) y en algunos casos el 50 por mil: General Güemes (Provincia del Chaco), Belgrano (San Luis).

VALOR AGREGADO BRUTO

En cuanto al valor agregado bruto (VAB) generado por las actividades económicas relacionadas con la industria y con el sector servicios, el Chaco representa un 3% y un 2,9% respectivamente del valor agregado bruto nacional en cada uno de los sectores considerados. En los puestos ocupados, los asalariados industriales representan el 5,1% del total nacional mientras que los no asalariados representan un 7% de los totales del país. En el sector servicios, los puestos ocupados asalariados representan el 8% de la Nación mientras que los no asalariados son el 4% de los totales nacionales. Los valores citados muestran la escasa importancia del Chaco en relación a los totales nacionales tanto en la generación del valor agregado bruto, como en la ocupación de la mano de obra. Asimismo, se visualiza una escasa participación de las mujeres en el sector industrial(11); no diferente a lo que ocurre en el país.

El valor agregado bruto industrial de las subáreas Chaqueñas de La Rioja (86%) y de Tucumán (42%) resultan de importancia para las provincias respectivas. En el caso del sector servicios, sólo en la subárea de La Rioja el valor agregado bruto resulta de importancia para la provincia respectiva (88%). La misma situación se visualiza en el número de ocupados tanto en servicios como en industria. Sólo la Subárea Chaqueña de La Rioja(12) resulta de importancia para la provincia respectiva. Así, se corrobora que el valor agregado bruto y los puestos ocupados en el Chaco es poco relevante tanto para la Nación como para los gobiernos provinciales.

También para las actividades económicas es de interés observar el valor agregado bruto por persona ocupada. Tanto en el sector servicios (7,34) como en el industrial (16,7) este cociente es igual a la mitad del valor agregado bruto generado en la Nación (13,63 y 30,65 respectivamente). En el sector industrial, se destacan los cocientes de las subáreas de Catamarca (33,24), La Rioja (32,42) y San Luis (32,6) superiores incluso a los valores nacionales (30,65). En esta última información se destacan los efectos de los regímenes de promoción industrial que favorecieron a las provincias citadas en último término.

Sector Agropecuario.

En general existe una marcada heterogeneidad entre las subáreas y entre los departamentos que pertenecen al Chaco. De manera relativa, la información de las actividades productivas entre el Chaco y la Nación muestra la escasa importancia del Chaco en los totales nacionales; sin embargo, las actividades productivas resultan de suma importancia cuando la comparación se efectúa entre las subáreas y las provincias como un “todo”. Asimismo, se destaca que en las subáreas del Chaco los problemas sociales como educación, salud y NBI son para las provincias respectivas serios problemas a resolver. De aquí, la importancia de plantear “modelos de desarrollo regional” que contemplen la elaboración e implementación de políticas diferenciadas.

Estructura de la Tierra

El Chaco presenta las mismas características que la nación. Así, un 45% de las explotaciones de menos de 50 has ocupan una superficie del 2% del Chaco mientras que para los totales nacionales las cifras indican que un 49% de las explotaciones de menos de 50 has ocupan el 1,7% de la superficie del país. En cuanto a las explotaciones de más de 1.000 has, en el Chaco un 5,25% de las mismas ocupan un 63% de su superficie y en el país un 7,3% de estas explotaciones ocupan un 75% de la superficie nacional. En las subáreas de Catamarca, Formosa, Tucumán y toda Santiago del Estero, coexisten gran cantidad de explotaciones (más del 60%) de menos de 50 has y explotaciones de más de 1.000 has que ocupan más del 60% de la superficie. En relación a la provincia respectiva, las subáreas de La Rioja, Santa Fe y Tucumán contienen el 87%, 66% y 63% respectivamente de las explotaciones de más de 1.000 has.

Para San Luis y Córdoba la cantidad de explotaciones menores de 50 has se encuentran especialmente en los departamentos que pertenecen a la Región Chaqueña (59% y 84% respectivamente de sus totales provinciales).

Tenencia de la tierra

En tenencia de la tierra, el porcentaje de propietarios es similar en el Chaco (73%) y en la Nación (72%). De las formas precarias de tenencia, el porcentaje de ocupantes varía entre 0% para la subárea de Salta hasta 10,75% para Formosa siendo el promedio del Chaco (3,85%) ligeramente superior al de la Nación (3,57%). El porcentaje de propiedad familiar indivisa alcanza valores en la mayoría de las subáreas superiores(13) a los valores nacionales (13,45%).

Resulta mucho más interesante observar las relaciones entre las subáreas y la provincia respectiva. Para las provincias consideradas como un “todo” más del 40% de los propietarios “familiar indiviso” se encuentra en las subáreas (salvo Salta con 31,5%). En el caso de La Rioja, llegó hasta el 92%.

En cuanto a los ocupantes, la mayoría se encuentra en las subáreas(14) del Chaco. Así en Catamarca el 62%, en Córdoba el 87%, en La Rioja el 88%, en Salta el 40%, en San Luis el 40%, en Santa Fe el 81% y en Tucumán el 73%.

Actividades Agrícolas

La superficie agrícola en el Chaco es el 19,7% del total nacional. Sólo la provincia del Chaco, tiene una superficie de cultivos relativamente importante (4,2%) a nivel nacional debido fundamentalmente al cultivo del algodón. Sin embargo, la importancia de la superficie agrícola surge de la importancia que cada subárea Chaqueña tiene para la provincia respectiva. A excepción de Córdoba (10,45%) y Santa Fe (13,50%), los porcentajes de participación de las subáreas en relación a la provincia registra valores superiores al 40%. Así, el 84% de la superficie agrícola de la provincia de Catamarca se encuentra en la subárea del Chaco, en La Rioja el porcentaje asciende al 58%, en Salta al 62%, en San Luis al 40% y en Tucumán al 86%.

GANADERÍA

Considerando el stock de las especies bovina y caprina, el Chaco participa con el 15% y 47% de los totales nacionales, respectivamente. En caprinos, se destacan Córdoba y Santiago del Estero cuyas existencias representan el 9,8% y 13% de los totales nacionales respectivamente.

En la provincia de Catamarca el 62% del stock bovino y el 35% del caprino se encuentran en la subárea de Chaqueña. En Córdoba, el 16,95% del stock bovino y el 77% del stock caprino, en La Rioja el 96% de las existencias bovinas y 93% de las caprinas, en Salta el 54% y 20% respectivamente, en San Luis el 29% y 83%, en Santa Fe el 36% y 35% y en la provincia de Tucumán, el 61% y 71 %.

BOSQUES

En cuanto a la actividad forestal se destaca la extracción de postes, carbón y leña los cuales representan el 33,9%, 86,5%, 58,5% de los totales nacionales, respectivamente. Los rollizos extraídos de la región del Chaco participan del 13,4% del volumen total nacional. Estas cifras muestran que en el Area se extraen especialmente productos madereros de menor valor comercial.

(6) Sólo cuando se considere que dicho análisis permite caracterizar mejor a la Región Chaco.

(7) La Región Chaco está constituido por ciento once (111) departamentos pertenecientes a 10 provincias

(8) Por relación Región Chaqueña/Nación se entiende la participación de cualquiera de las variables citadas en el total nacional. Así, el primer valor de la tabla 2, indica que el 11% de la población del país se encuentra en el Chaco.

(9) La densidad de la provincia de Salta es de 5,6 habitante por kilómetro cuadrado

(10) Población en localidades menores a 2.000 habitantes.

Se consideran hogares con NBI aquellos que reúnan al menos una de las siguientes condiciones: tuvieran más de tres personas por cuarto (hacinamiento) ; habitaran una vivienda de tipo inconveniente; no tuvieran ningún tipo de retrete; tuvieran algún niño en edad escolar (6-12 años) que no asistiera a la escuela; tuvieran 4 o más personas por miembro ocupado y cuyo jefe poseyera baja educación.

(11) En el Censo Nacional Económico (1994) no se discrimina por sexo los puestos ocupados en el sector servicios.

(12) En la provincia de La Rioja, el 70% de los puestos ocupados en la industria y el 79% del sector servicios se encuentran en la subárea riojana perteneciente al Area del Chaco

(13) El ejemplo más marcado es el de la subárea Chaqueña de La Rioja, la cual tiene un 26% de propiedad familiar indivisa

(14) Dado que las provincias de Chaco, Formosa y Santiago del Estero entran “completas” a la región del Chaco es que no se realiza la relación entre la subárea y la provincia respectiva

Deja un comentario